Algunas notas de viaje

Cuando viví en el eje cafetero tuve la dicha de conocer y compartir con la familia Ángel Gómez, ellos viven en un paraje llamado La Puerta del Risaralda, sobre el cañón del Rio Barbas, frontera viva entre el Quindío y Risaralda, en la vía que conduce de Armenia a Pereira, es un lugar de escape y desconexión del mundo, aún no sabría como describirlo, pero es una mezcla entre buenas vibras y magia. De mis perchas en ese lugar, en la mente espero se mantengan los cantos de la Henicorhina leucophrys, el Myadestes ralloides y los Cyanocorax yncas, los chasquidos de la Coeligena coeligena y la Coeligena torcuata con su cuello blanco, claro está que son muchas más las especies que se pueden observar y escuchar allí, por ejemplo como cuando llega la bandada mixta, en la que se forma un frenesí de aves que salen de entre las hojas de ramas de los árboles y vuelan rápidamente de un lugar a otro, señalando a una y otra especie, le preguntaba a Emersito el nombre para tratar de memorizarlos… ya regresando a la ciudad de Armenia conté con la buena compañía y los cantos de los Sicalis flaveola, las Sporophilas nigricollis, los Troglodytes aedon y las Zonotrichias capensis entre muchas otras especies que también van saliendo y se dejan apreciar. Es interesante ver en las tardes sobre los arboles del separador de la avenida 19 arriba de la 37 norte, la llegada de bandadas de Sicalis buscando acomodarse para dormir protegidos por las hojas y ramas de los árboles de mango, cantan y murmuran entre ellos tal vez lo sucedido en el transcurso del día, o tal vez analizarán el comportamiento de los humanos “racionales”… las tardes y las mañanas también son acompañadas por los cantos de los Vanellus chilensis y los Theristicus caudatus, en las madrugadas son como un despertador natural para saber que ya van a salir los primeros rayos del sol.
Interesante ver como cada lugar o cada ciudad cuenta con especies de aves que a primera vista se han vuelto parte del paisaje, pero no todas habitan los mismos lugares, algunas marcarán en la memoria a esos sitios o a esas ciudades o incluso a los momentos vividos.

1 pensamiento sobre “Algunas notas de viaje

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.